Más seguridad, con distancia.

Puede facilitar la tarea en autopista y en retenciones.

El asistente activo de distancia DISTRONIC puede mantener la separación ajustada por el conductor respecto al vehículo precedente y facilitar la conducción en tramos de autopista o en tráfico denso. El sistema acelera y frena el vehículo de forma autónoma, aplicando como máximo la mitad de la potencia de frenado máxima, con el fin de observar la distancia de seguridad. Cuando el sistema detecta que se requiere una frenada de mayor intensidad, el conductor recibe advertencias ópticas y acústicas, de modo que pueda reducir la velocidad del vehículo en caso necesario. Ante el riesgo de colisión, el asistente de frenado activo interviene adicionalmente para evitar, en la medida de lo posible, un accidente.

Lorem Ipsum