Modelos EQ y EQ Power.

Descubre los automóviles electrificados de Mercedes-Benz.

EQC 400 4MATIC: consumo eléctrico en el ciclo mixto: 22,2 kWh/100 km; emisiones de CO2 en el ciclo mixto: 0 g/km. Datos provisionales.(1)

Modelos con propulsión eléctrica integral


Dinámico, prácticamente sin ruidos y exento de emisiones locales.

Modelos con propulsión eléctrica integral


Dinámico, prácticamente sin ruidos y exento de emisiones locales.

EQC 400 4MATIC.

El Mercedes entre los vehículos eléctricos.

La imagen muestra un escorzo frontal del Mercedes-Benz EQC.

EQC 400 4MATIC: consumo eléctrico en el ciclo mixto: 22,2 kWh/100 km; emisiones de CO2 en el ciclo mixto: 0 g/km. Datos provisionales.(1)

EQC 400 4MATIC.

El Mercedes entre los vehículos eléctricos.

Satisface las expectativas más elevadas. El primer vehículo con propulsión eléctrica por batería de la marca EQ convence por su seguridad y su nivel de confort, y entusiasma con su elevado dinamismo, fruto de la incorporación de dos motores eléctricos en el eje delantero y en el eje trasero. Mercedes me ofrece numerosos servicios en torno a la conducción eléctrica y asegura una movilidad sin preocupaciones.

Modelos híbridos enchufables


La combinación perfecta de motor eléctrico y motor de combustión interna.

Modelos híbridos enchufables


La combinación perfecta de motor eléctrico y motor de combustión interna.

Clase S Berlina con EQ Power.

La Clase S entre los híbridos enchufables.

La imagen muestra una vista lateral del Mercedes-Benz S 560 e.

S 560 e: consumo de combustible en el ciclo mixto: 2,7-2,3 l/100 km, emisiones de CO2 en el ciclo mixto: 61-50 g/km, consumo eléctrico en el ciclo mixto: 30-28 kWh/100 km[2]

Clase S Berlina con EQ Power.

La Clase S entre los híbridos enchufables.

La Clase S va una vez más por delante. El Mercedes-Benz S 560 e fue el modelo de nuestra marca en el que celebraron su debut todos los componentes de la actual generación de modelos híbridos enchufables.

El S 560 e dispone de la tecnología más moderna de híbrido enchufable (3ª generación). Componentes nuevos y mejorados permiten una mayor autonomía, de hasta 50 km, y más potencia en el modo exclusivamente eléctrico.

Clase E Berlina con EQ Power.

El motor diésel más moderno de Mercedes-Benz, por primera vez en un híbrido enchufable.

La imagen muestra el E 300 de Berlina de Mercedes-Benz.

E 300 de Berlina: consumo de combustible en el ciclo mixto: 1,6-1,4 l/100 km, emisiones de CO2 en el ciclo mixto: 43-38 g/km, consumo eléctrico en el ciclo mixto: 20 kWh/100 km[2]

Clase E Berlina con EQ Power.

El motor diésel más moderno de Mercedes-Benz, por primera vez en un híbrido enchufable.

Ningún vehículo refleja mejor el progreso de los nuevos modelos híbridos enchufables de Mercedes-Benz que el nuevo E 300 de. Te sorprenderá comprobar el estado de desarrollo alcanzado por la tercera generación de la tecnología híbrida enchufable.

Con el E 300 de puedes conducir sin emisiones directas en los centros urbanos. Si sueles recorrer con frecuencia trayectos largos, podrás disfrutar de la acostumbrada autonomía de tu Clase E.

Clase E Estate con EQ Power.

El motor diésel más moderno de Mercedes-Benz, por primera vez en un híbrido enchufable.

La imagen muestra el E 300 de Estate de Mercedes-Benz.

E 300 de Estate: consumo de combustible en el ciclo mixto: 1,7-1,6 l/100 km, emisiones de CO2 en el ciclo mixto: 46-41 g/km, consumo eléctrico en el ciclo mixto: 20 kWh/100 km[2]

Clase E Estate con EQ Power.

El motor diésel más moderno de Mercedes-Benz, por primera vez en un híbrido enchufable.

Ningún vehículo refleja mejor el progreso de los nuevos modelos híbridos enchufables de Mercedes-Benz que el nuevo E 300 de. Te sorprenderá comprobar el estado de desarrollo alcanzado por la tercera generación de la tecnología híbrida enchufable.

Con el E 300 de Estate puedes conducir sin emisiones directas hasta el centro urbano, y disfrutar del concepto inteligente y variable del interior en tus viajes de vacaciones.

EQC 400 4MATIC: consumo eléctrico en el ciclo mixto: 22,2 kWh/100 km; emisiones de CO2 en el ciclo mixto: 0 g/km. Datos provisionales.<p>Los datos sobre el consumo de corriente, las emisiones de CO2 y la autonomía son provisionales y han sido calculados por el Servicio Técnico. Todavía no se dispone de una homologación de tipo CE ni de un certificado de conformidad con los valores oficiales. Es posible que haya diferencias entre los datos indicados y los valores oficiales.</p>

S 560 e: consumo de combustible en el ciclo mixto: 2,7-2,3 l/100 km, emisiones de CO2 en el ciclo mixto: 61-50 g/km, consumo eléctrico en el ciclo mixto: 30-28 kWh/100 km.<p>Los valores especificados se han determinado según los procedimientos de medición prescritos. Se trata de los «valores NEDC-CO2» (ciclo normalizado europeo) según el art. 2 n.º 1 del Reglamento de Ejecución (EU) 2017/1153. Los valores de consumo de combustible se han calculado sobre la base de estos valores. El consumo de corriente se ha determinado sobre la base del Reglamento 692/2008/CE.</p>

E 300 de Berlina: consumo de combustible en el ciclo mixto: 1,6-1,4 l/100 km, emisiones de CO2 en el ciclo mixto: 43-38 g/km, consumo eléctrico en el ciclo mixto: 20 kWh/100 km.<p>Los valores especificados se han determinado según los procedimientos de medición prescritos. Se trata de los «valores NEDC-CO2» (ciclo normalizado europeo) según el art. 2 n.º 1 del Reglamento de Ejecución (EU) 2017/1153. Los valores de consumo de combustible se han calculado sobre la base de estos valores. El consumo de corriente se ha determinado sobre la base del Reglamento 692/2008/CE.</p>

E 300 de Estate: consumo de combustible en el ciclo mixto: 1,7-1,6 l/100 km, emisiones de CO2 en el ciclo mixto: 46-41 g/km, consumo eléctrico en el ciclo mixto: 20 kWh/100 km.<p>Los valores especificados se han determinado según los procedimientos de medición prescritos. Se trata de los «valores NEDC-CO2» (ciclo normalizado europeo) según el art. 2 n.º 1 del Reglamento de Ejecución (EU) 2017/1153. Los valores de consumo de combustible se han calculado sobre la base de estos valores. El consumo de corriente se ha determinado sobre la base del Reglamento 692/2008/CE.</p>