Conducción dinámica.

Un dinamismo impresionante para una conducción sencilla y relajada.

Configuraciones perfectamente armonizadas de la cadena cinemática, un desarrollo espontáneo de la potencia, alta estabilidad en carretera y un comportamiento direccional preciso contribuyen a aliviar sensiblemente la tarea del conductor y transmiten una sensación singular de conducción. En pocas palabras: no es fácil encontrar un camión que permita una conducción tan sencilla y relajada como el Actros.

El Actros se distingue por sus sobresalientes propiedades dinámicas. Esto se debe a la interacción exacta de todos los componentes de la propulsión, del tren de rodaje y de la suspensión. Un ejemplo es la respuesta optimizada de los nuevos motores de cilindros en línea con elevado par. Su combinación con la estrategia del cambio automatizado Mercedes PowerShift 3 incorporado de serie se traduce en un comportamiento dinámico mucho más espontáneo y confortable. El eje trasero hipoide asegura que la fuerza generada por el motor se convierta con eficiencia en prestaciones sobresalientes. El resultado es máxima idoneidad para el uso previsto, unida a bajo consumo y, por tanto, a una gran rentabilidad.

El confort de conducción se debe asimismo a la armonización perfecta de todos los componentes. Desde la sensible dirección, el bastidor y la suspensión neumática de 4 fuelles hasta la innovadora suspensión del eje trasero*.

En resumen, esto supone un confort sobresaliente y una sensación de conducción segura y relajada. De principio a fin.

* Sólo en vehículos 4x2, no en el Actros Loader.