La planta de Kassel.

La ciudad de Kassel, en el norte de Hesse, se encuentra en el corazón de Alemania,
y con ello, en el centro de Europa. Gracias a su posición central, la ciudad está conectada
directamente con numerosas vías de transporte principales. La experiencia y la cultura son aquí tradición. Kassel ofrece a sus casi 200 000 habitantes y sus numerosos visitantes un programa artístico y cultural tradicional y variado. También resulta impresionante la tradición científica y tecnológica de la industria de la ciudad, cuyos orígenes se remontan a hace más de 200 años. Asimismo, la planta de Kassel es el mayor centro industrial de la ciudad.

La experiencia de la planta de Kassel en la construcción de camiones se remonta al año 1925. Desde entonces, la demanda de ejes ha crecido paralelamente a los avances en el desarrollo de vehículos. En la actualidad, la planta ocupa una superficie de
400 000 metros cuadrados y cuenta con casi 3 000 empleados. La planta, sede de producción central
de los ejes para vehículos industriales de Daimler AG, es la fábrica líder en el mundo.

La planta de Mercedes-Benz en Kassel fabrica soluciones de transporte completas
con la máxima calidad para los más variados tipos de vehículos industriales, como furgonetas, camiones, autobuses o vehículos de transporte pesado. El programa de productos incluye también ejes para vehículos todoterreno, semirremolques, trenes de carretera con remolque, así como árboles de transmisión.