Cuatro cabinas diferentes.

Más idoneidad para el uso específico, más motivación, más disfrute en el trabajo.

Tanto a primera vista como si se examinan con detenimiento queda claro que las cabinas del nuevo Atego están concebidas sabiendo lo que es importante en el servicio ligero de distribución: óptima ergonomía, elevado confort de marcha y de trabajo y muchos detalles prácticos.

En numerosas versiones del Atego, que se ofrece en un rango de M.M.A. de 6,5 a 16 toneladas, es suficiente con un solo peldaño para acceder a la nueva cabina. Esto supone una ventaja innegable si, como sucede en el tráfico urbano, es necesario subir y bajar del vehículo hasta cien veces cada día. Las nuevas puertas con un ángulo de apertura de hasta 90 grados ofrecen al conductor y el acompañante gran libertad de movimiento y confort al entrar en la cabina y al salir de ella.